Instituto de Neurología Cognitiva – INECO

Preguntas simples para problemas complejos

Posted in Posts INECO by neurologiacognitiva on abril 29, 2009

Por el Dr. Marcelo Cetkovich, Jefe de Psiquiatría de Adultos de INECO

El proceso de diagnóstico es, sin lugar a dudas, la fase más ardua del trabajo médico. Aunque a veces se presentan en forma llana y clara, frecuentemente las enfermedades se manifiestan en forma esquiva. Muchas veces la persona no sabe o no sospecha la situación. Aunque parezca raro, esto ocurre frecuentemente con la depresión y algunas adicciones como el alcoholismo.  Se podría decir: ¿si no le causa molestia, cuál es el problema?  El problema es que la depresión no viene sola. Una gran cantidad de estudios recientes han demostrado en forma clara que la depresión es un “factor de riesgo”, es decir que contribuye en el origen de varias enfermedades. Esto es muy importante en el caso de las enfermedades cardiovasculares, como la hipertensión y la enfermedad coronaria.  Un fenómeno similar ocurre con el abuso de alcohol.  De allí que sea tan importante la detección precoz y el tratamiento de éstos cuadros, lo cual no solo redundaría en una clara mejora en la calidad de vida; sino que además, permitiría prevenir otras enfermedades, incluso más graves.

El problema es que si la persona no es conciente de dichos trastornos, mucho menos va a buscar tratamiento, ya sea médico o psicoterapéutico, para los mismos. Por tal razón es que se han llevado a cabo estudios que permitan diseñar estrategias para la detección y posterior tratamiento de la depresión y otros trastornos mentales en personas que consultas por razones médicas.  En un sistema médico abarrotado  y en el cual, y esto es bastante parejo en todo el mundo, los médicos generales tienen cada vez menos tiempo para atender a sus pacientes, es difícil que se pueda llevar a cabo un interrogatorio complejo tendiente a detectar padecimientos psíquicos.  Para ello existen los métodos de “screening” –literamente: “pantallazos”- para la detección de trastornos. Se trata de medidas sencillas que detectan con bastante confianza, padecimientos psíquicos. No reemplazan al especialista, sino que detectan personas que deberían ser evaluadas con más detenimiento.

Dos estudios muy importantes mostraron que preguntas muy sencillas pueden ser suficientes para detectar padecimientos psíquicos

El primero de éstos trabajos se hizo en el contexto de un importante proyecto que estudia las relaciones entre aspectos generales de la salud y enfermedades cardiovasculares. Su nombre es elocuente: “The Heart and Soul Study”  (“Estudio Corazón y Cerebro”). Más de mil personas con enfermedad coronaria, fueron minuciosamente evaluados en el momento de su ingreso con el objeto de recabar la mayor cantidad posible de información, que pudiera tener algún tipo de influencia en la evolución de su enfermedad coronaria.   Uno de los factores que más les interesa estudiar, es la influencia de la depresión. Para ello se encontraron en la necesidad de encontrar algún cuestionario que permitiera pre-seleccionar a personas con síntomas depresivos para luego ser evaluados más minuciosamente. Si tenemos en cuenta que muchos de éstos pacientes fueron incorporados al estudio en el momento en el que eran admitidos en un servicio de emergencia por un malestar coronario, es fácil entender que no siempre hay tiempo para que un psiquiatra o un psicólogo lleven a cabo una entrevista diagnóstica. Para ello pusieron a prueba la capacidad de detección de varios cuestionarios.  Uno de 10 preguntas, otro de 9 y otro en el cual debían responder a dos preguntas sencillas: 1-“¿En el mes pasado, se ha sentido Usted frecuentemente preocupado por sentirse decaído, deprimido o desesperanzado? 2-“En el mes pasado, se ha sentido frecuentemente preocupado por su poco interés o placer para hacer cosas?”.

De las 1024 personas (un 22%) padecían un trastorno depresivo mayor cuando eran evaluados en una entrevista. Lo importante es que todos los cuestionarios detectaron a las personas con depresión, pero la respuesta positiva a una de las preguntas señaladas tenía la capacidad de detectar a un 90% de los pacientes deprimidos. Más aún, si los pacientes respondían en forma negativa a las dos preguntas, la depresión podía descartarse.   Una consecuencia práctica de enorme importancia es que estas sencillas preguntas podrían ser efectuadas por cualquier miembro del equipo de salud para, en caso de una respuesta afirmativa, sugerir una consulta especializada  (McManus, Pipkin et al. 2005). 

Un estudio similar fue publicado recientemente en el cual, una pregunta sencilla, permitió detectar con mucha confiabilidad, personas que tenían problemas con el alcohol. En este caso la pregunta era “¿Cuántas veces en el último año Ud tomó más de X cantidad de tragos en un día?” (X: cinco para los hombres y cuatro para las mujeres). Esta pregunta detectó en forma confiable a un 80% de las personas cuyos problemas con el alcohol, requerían un tratamiento específico. Este test es propuesto por el el Instituto Nacional para el Abuso de Alcohol y el Alcoholismo de los Estados Unidos. La investigación citada sirvió para demostrar su utilidad. (Smith, Schmidt et al. 2009). 

La mente es compleja y para estudiar el sufrimiento psíquico se requieren profesionales entrenados y tiempo. Pero la psiquiatría moderna ha demostrado que además de las cuestiones relacionadas con la intimidad psíquica, los padecimientos mentales son importantes desde el punto de vista sanitario porque afectan no sólo la calidad de vida de las personas, sino también su salud física. De allí que sea necesario contar con herramientas de detección rápida para ser utilizados en medicina de atención primaria para detectar enfermedades.  

El Departamento de Psiquiatría de INECO cuenta con un cuerpo de profesionales altamente capacitados para el estudio de los trastornos del ánimo. Uno de los aspectos esenciales para ellos, es el contacto permanente con otras especialidades médicas, particularmente médicos generales y cardiólogos.  La concepción del trabajo en equipo, hace que la consulta psiquiátrica sea un paso más en la evaluación general de la salud, que permite un abordaje verdaderamente global de la problemática de cada persona.  

McManus, D., S. Pipkin, et al. (2005). “Screening for Depression in Patients With Coronoary Heart Disease (Data from the Heart and Soul Study).” Am J Cardiol 96: 1076-1081.

Smith, P. C., S. M. Schmidt, et al. (2009). “Primary Care Validation of a Single-Question Alcohol Screening Test.” J Gen Intern Med.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: